Indignación en España por los políticos que se saltan la cola para vacunarse

 

La llegada de las vacunas contra el coronavirus a España ha traído consigo una nueva forma de corrupción: la de los dirigentes políticos que se saltan los protocolos para recibir las dosis antes incluso que los grupos prioritarios.

La estrategia de vacunación aprobada por el Ministerio de Sanidad está siendo más lenta de lo previsto. En la primera fase del proceso inmunización —que todavía no terminó— las dosis disponibles se están utilizando en residentes de centros de mayores, personal sanitario de primera línea y grandes dependientes. Asimismo, según se ha anunciado recientemente, el siguiente grupo en vacunarse serán los mayores de 80 años.

A este ritmo no es de extrañar que algunos políticos ya se las estén ingeniando para vacunarse saltándose todos los protocolos. En las últimas horas no pararon de salir a la luz decenas de casos de dirigentes políticos que se saltaron la cola para inmunizarse. Uno de los casos más sonados lo protagoniza el consejero de Salud de Murcia, Manuel Villegas, médico de formación que se vacunó junto a otros cargos directivos y su esposa bajo la consideración su desempeño es "esencial" contra la pandemia.

    "Soy sanitario y de eso no me puedo desligar [...] si alguno de ustedes tiene aquí una parada cardiorrespiratoria les voy a atender", dijo Villegas el miércoles 20 para justificar su actuación.

El consejero de Salud —máximo responsable sanitario en la región— llegó incluso a pedir disculpas a quienes se pudieran sentir ofendidos por su comportamiento, aunque para ello escogió una curiosa fórmula en la que no admitía haber cometido ningún error. "Pido disculpas porque soy así. Porque sé que hay gente se ha podido sentir ofendida por esa forma de actuar, a mi modo de ver correcta", añadió. Horas más tarde Villegas presentó su dimisión después de que el caso atrajera una gran atención mediática.


Entre las excusas más escuchadas está la de que las dosis "sobraban" y se iban a "tirar a la basura". Sin embargo, también ha habido otras más originales como la del alcalde de Rafelbunyol (Valencia), que acudió a un centro de mayores a vacunarse y argumentó que lo hizo para dar ejemplo y "sensación de confianza" a los mayores. Por otra parte, el concejal de Sanidad de Orihuela (Alicante) dijo que se vacunó porque está "todo el día expuesto y en contacto con mucha gente por ser concejal de Sanidad".

Fuente: Sputniknews


Compartir: